Categorías
HS

La fuerza de la palabra

Las palabras pomposas
son músculos relucientes
inflados por el dopaje
que hacen todo lo que pueden
para convencer a todos
que costó mucho trabajo aumentarlos.
Hay algo repulsivo
en la insinceridad
de esos músculos.

La expresión sencilla
es un cuerpo bien cuidado
alimentado y entrenado
que prefiere ocultar discretamente
lo que se necesita hacer
para mantenerlo así.
Hay algo seductor
en la elocuencia
de ese cuerpo.